dimecres, 18 de gener de 2012

“Dios mío, ¿dónde estás? No me oyes para remedio de tus pobres” - José Ignacio González Faus

Sin muchos preámbulos quisiera, en este homenaje, señalar cuatro rasgos que pueden resumir la aportación teológica de Gustavo Gutiérrez.
1.- No hay salvación sin trabajo por la liberación.
El primer rasgo es haber planteado desde el principio el problema de las relaciones entre liberación histórica y salvación ultrahistórica. 

Llegiu l'article sencer a

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada